Confianza Online


Seguridad Online Máxima

Muchos usuarios son reacios a facilitar sus datos personales y números de tarjeta de crédito en el entorno on-line por el temor al uso indebido de estos datos, así como por el ‘robo’ de los mismos por terceras personas no autorizadas.

Lógicamente, las empresas de tecnología hemos asumido este problema y hemos implementado sistemas de seguridad que garantizan el traspaso de datos de forma confidencial.

En la actualidad, el sistema SSL (Secure Sockets Layer) es el más utilizado por las empresas on-line por su efectividad y garantías. En efecto, con este sistema, la transmisión de la información confidencial desde su ordenador a nuestros servidores se realiza de forma totalmente codificada durante todo el proceso de compra. De este modo, evitamos que nadie pueda acceder a tus datos personales haciendo un uso inadecuado de los mismos sin tu autorización.

Una vez confirmada la seguridad en las transacciones, sólo nos queda decirte que la compra mediante tarjeta de crédito es muy práctica por varios motivos:

  1. No necesitas desplazarte al banco para realizar la transferencia.
  2. El envío del pedido es más rápido: no debemos esperar a que hagas la transferencia ni a recibir vía fax o email el comprobante del pago. Esto siempre suele retrasar los envíos.
  3. También en los pagos con tarjeta las devoluciones son más rápidas y eficaces y evitamos las transferencias, que pueden implicar gastos. Asimismo, en caso de devoluciones, el banco emisor de la tarjeta de crédito tiene autoridad para controlar todo el proceso y exigir a la empresa que cumpla con sus obligaciones hacia el cliente. El banco, consecuentemente, actúa en estos casos como un apoyo al cliente.

No obstante, si aún es usted reacio a pagar con tarjeta de crédito, tiene la opción de efectuar tus pagos mediante transferencia bancaria como le indicamos más detalladamente en el apartado ‘Formas de pago’.